Nacionales -

¿Cómo crear la empresa del futuro con los planes del pasado?

AUTOR: Innovacioncr

Si hablamos de innovación y emprendedurismo, es muy común tratar de visualizar cómo será nuestra empresa en un futuro no muy lejano. Sin embargo intentar crear nuestra empresa del futuro, con planes desarrollados en el pasado, es como crear un edificio con los planos equivocados o al revés. La respuesta es simple: ¡ES IMPOSIBLE!

En el e-book 7 razones por las que no despega la innovación en las empresas, Mario Morales y Angélica León, nos explican por qué ante los elementos de disrupción que se presentan en el entorno, querer seguir haciendo las cosas como tradicionalmente se hacen, con las estrategias y métodos de antaño no funciona. Estos planes no se ajustan a la realidad actual, la dinámica de los mercados y cambios de paradigma.

Uno de los errores más comunes, es querer darle forma a nuestra nueva y mejorada empresa, cambiando solo lo que hacemos hoy, sin pensar en el modelo de negocio de mañana. “La clave para enfrentar la disrupción está en una doble transformación simultánea” nos comentan los autores. La primera enfocándose en replantear el core del negocio, es decir lo que nos genera “el arroz y los frijoles”, el día a día y obtener recursos para invertir en futuros proyectos.    

Implementar los planes tradicionales, sin tomar en cuenta otras aristas del negocio, afecta directamente el desempeño de la compañía, haciéndola incapaz de innovar al ritmo que exigen los cambios del mercado.

Por eso en un entorno altamente competitivo, crear una estrategia exitosa implica tomar decisiones difíciles, como por ejemplo elegir dónde (y dónde no) entrará a competir la empresa, cuál es su propuesta de valor, y cuáles son sus capacidades únicas.

Como primer paso para empezar a pensar distinto, los expertos recomiendan hacernos “preguntas incómodas, pero necesarias” respecto a nuestro negocio, que transcribimos a continuación:

• ¿Ha incorporado la innovación en su proceso de planeamiento estratégico?

• ¿Siente que con su proceso de planeamiento estratégico hace renuncias para enfocarse en lo que de verdad es prioridad para la empresa, en lugar de apuntarle a todo?

• ¿Tiene preparado un portafolio de proyectos que va a implementar el próximo año para ayudarle a diferenciarse de la competencia?

 

Si en serio queremos lograr algo verdaderamente innovador, deberíamos estar sembrando hoy esas ideas que queremos que den frutos mañana.